Tallínn, el encanto de una ciudad medieval.

Capital de la República de Estonia y del condado de Harju, cuyo casco antiguo te teletransporta dentro un cuento de hadas. Es una ciudad encantadora, grande y pequeña, antigua y moderna, rica y pobre, según como la veamos y el barrio que descubramos. Hoy, Tallínn. DSCN7348

Declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1997, el viejo Tallin es una ciudad amurallada con gran cantidad de edificios medievales, góticos tardíos, barrocos…desde el siglo XIV al siglo XVIII. Por muchos, considerada como la joya de la corona de los Países Bálticos. Y yo, personalmente, me uno a esa opinión.

Para llegar a ella, volamos directamente a Riga, puesto que nuestro viaje iba a ser solo para visitar esta capital; pero no podíamos irnos sin acercarnos a Tallin. Así que ese mismo día que llegamos al aeropuerto de Riga, nos desplazamos en taxi (puesto que son bastante baratos para nuestra sorpresa) hasta la estación central de autobuses de allí, Riga International Coach Terminal.

Desde allí, y con los autobuses de la compañía PolskiBus, viajamos hasta esta ciudad por el precio de 14 euros. El trayecto dura unas 5 horas y cuarto dependiendo del tráfico, pero la compañía da la posibilidad de cogerlo nocturno, así que puede que os sea más ameno.

Nos alojamos en el Euphoria Hostel, situado muy cerca del monumento de la Libertad. La única “pega” que podría ponerle es que tan solo hay un baño con una ducha para las dos habitaciones que dispone el albergue.

El clima de Estonia se encuentra en la zona de transición entre el clima atlántico y continental, y se caracteriza por ser bastante húmedo. Por ello os recomiendo llevar ropa térmica o de abrigo si os aventuráis a visitarla en otoño o invierno.

La ciudad de Tallinn se divide en dos zonas principales, la Zona Antigua dividida por la parte alta o Colina de la Catedral (Toompea), y la parte baja o Ciudad Vieja (Vanalinn). Y por otro lado, la Ciudad Nueva.

¿Qué visitar en dos días?

En la parte baja de la ciudad antigua:

  • La Plaza del Ayuntamiento o Raekoja Plats: el protagonista de esto es su famoso Ayuntamiento, centro neurálgico de la ciudad Antigua repleta de casas pintorescas y edificios medievales. Antiguamente fue lugar de mercaderes y comerciantes, y hoy en día, en Navidad, ponen un mercadillo de objetos típicos, artesanías y souvenirs. Los precios de las terrazas y cafeterías que se encuentran a su alrededor son bastante elevados. DSCN7313.JPG
  • Raeapteek: dentro de esta misma plaza, se puede encontrar la farmacia más antigua de Europa. Un sitio muy interesante de visitar por sus antiguas pócimas y recetas de medicina antigua. DSCN7424.JPG
  • Iglesia del Espíritu Santo:muy cerca de la plaza, saliendo de la farmacia a la izquierda por el callejón del Pan , Saiakangi. DSCN7355
  • Restaurante Olde Hannsa: muy cerca o casi junto al Ayuntamiento, restaurante ambientado en la Edad Media, personal y carta incluidos. No es muy barato, pero se puede hacer una parada para probar sus deliciosas cervezas. DSCN7357.JPG
  • La Puerta de Viru o Viruvärav: desde la Plaza del Ayuntamiento se puede llegar a la Calle Viru , una calle comercial donde al final encontramos la famosa puerta de Viru,  una de las puertas de acceso a la ciudad antigua coronada por dos torres. Más allá de las torres se abre la ciudad moderna. Junto a la torre hay pintorescos puestos de flores y hay más de estos puestos repartidos por toda la ciudad, especialmente cerca del puerto. A la izquierda de la puerta Viru, un poco más adelante, junto a las murallas, hay un pequeño mercadillo con ropa de lana tradicional de Estonia.DSCN7369.JPG
  • El pasaje de Santa Catalina: callejón que une las calles Vene y Müürivahe , es una encantadora callecita llena de comercios y talleres de artesanos . Además, también podemos encontrar restos de un antiguo convento dominico.
Casi al lado de este pasaje, y con cuidado de no saltároslo, podéis encontrar el Patio de los Maestros, en la calle Vene. Se trata de un rincón evocador y mágico.
  • DSCN7363
  • Iglesia de San Olafa ella podemos llegar bien por la calle Pikk o por al calle Lai (ancha).  En la Edad Media fue el edificio más alto del mundo con 159 m. desde la base de la torre hasta la punta, y sigue siendo un símbolo de la ciudad. Actualmente la torre mide 124 m, ya que se quemó  varias veces a causa de los rayos .  Fue construida como señal para los barcos. Se puede subir a su torre y deleitarse con las vistas que ofrece de la ciudad, lo recomiendo totalmente. DSCN7379.JPG
Dentro de la parte Alta de la ciudad o Toompea:
La colina de Toompea es ideal para disfrutar de unas vistas fantásticas de toda la ciudad antigua y sus tejados. Hay varios miradores, pero los más conocidos son el Mirador Kohtu  con vistas al barrio medieval que contrastan con los modernos edificios del barrio financiero. Y el Mirador Patkuli, para mi el que ofrece las vitas más bonitas. Desde allí se ve la muralla y las torres, la iglesia de San Olaf y el puerto a lo lejos.
Para subir hasta la colina puede hacerse por dos calles diferentes Pikk Jalg o Pierna Larga y Lühike Jalg o Pierna Corta. Os recomiendo subir por la primera, ya que tiene mucho más encanto y está repleta de rinconcitos deseosos de ser descubiertos.  Aunque podemos subir por un lado, y bajar por el otro.
  • Catedral Alexander Nevsky: situada en la plaza del Castillo ( Lossi Plats) esta vistosa catedral fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y llama la atención poderosamente en un entorno tan medieval como el de Tallin. Fue construida con inspiración rusa a finales  del siglo XIX, cuando Estonia era parte del imperio ruso y llegó a ser uno de los templos ortodoxos más importantes en aquella época.Frente a la catedral está el Parlamento.DSCN7317.JPG
  • Plaza de la Libertad:aunque está situada en el extremo sur de la ciudad vieja,121425636 se podría decir que aquí empieza parte de la zona más nueva. Esta gran plaza está presidida por una gran cruz y es todo un símbolo de la independencia de Estonia. En esta misma plaza está la Iglesia de S. Juan y muy cerquita el mirador de la colina de Harju, el parque Hirve  y la torre Kiek in de Kök.
El barrio de Pirita, junto al mar, con su puerto deportivo, playa y las ruinas de un monasterio y la zona de Rocca al Mare, son dignas de ser paseadas si disponéis del tiempo necesario.  También podéis acercaros a tocar las frías aguas del Báltico (sólo apto para los más atrevidos 😉 jajaja ).  
12120084_10207686341266627_5673269079175408273_o.jpg
Tampoco deberíais iros sin perderos por sus entramadas callejuelas y calles, y sin rodear sus Murallas Medievales. De hecho Tallinn no es Tallinn sin sus largas murallas salpicadas de torres altas con sus clásicos tejadillos de color rojos. Hoy en día, es considerada como uno de los mejores cascos antiguos de toda Europa.
DSCN7438
DSCN7412.JPG

DSCN7377.JPG

DSCN7324

Deshaceros de los mapas por unos instantes y dejaros llevar por la atmósfera de este núcleo medieval que alterna pasado y futuro tras las mismas puertas, los mismos sabores, los mismos atardeceres…

Hasta la próxima, C.

 

 

 

Anuncios